El Partido Popular con la la nueva Ley de Enjuiciamiento Criminal obligará a proteger la imagen, el honor y la intimidad de los detenidos en el momento en que se practique su arresto y en los traslados posteriores, se quiere acabar así con la denominada «pena del telediario», con la intención de «asegurar el respeto a sus derechos constitucionales». Evitando imágenes,por ejemplo, como la del exvicepresidente del Gobierno, Rodrigo Rato, siendo detenido en su domicilio ante los ojos de los medios de comunicación.

Esta ley vulnera el derecho constitucional a la información y pretende ocultar a los ciudadanos las imágenes de hechos de interés general. El derecho a la información, es un derecho colectivo y tiene que predominar ante el derecho individual del honor y la intimidad. Hay que garantizar la libertad de información de los ciudadanos y de sus medios de comunicación.

La llamada «pena del telediario«, es decir, la difusión de imágenes de investigados en el momento de su detención o el registro de sus casas o despachos, en informativos de máxima audiencia es muy diferente a que los medios de comunicación hagan un juicio anticipado y sin garantías. La «pena del telediario»  no se redime, se demuestre o no la culpabilidad el daño a la persona y a su intimidad ya está hecho. Los medios de comunicación deben tener su ética de que no todo vale por un titular o por una audiencia, en la ética está el buen periodismo.

Los ciudadanos debemos estar informados además de tener la seguridad de una justicia más rápida, que las leyes se cumplen y que quien comete un delito lo paga. Los ciudadanos nos enteramos de todos los entresijos de los delitos y abusos de los políticos, banqueros y personajes públicos gracias a los medios de comunicación, éstos divulgan los sumarios filtrados y convierten a los sospechosos en culpables que no se pueden defender.No se puede «juzgar» en los medios de comunicación antes del juicio real, el de la justicia, que quizás tardará en llegar y quizá no coincida. Pero, lo que no puede una ley es no permitir ofrecer dicha información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *